Claves del monitoreo en campo

Suterra 21-abr-2022 22:00:00

 

El monitoreo, una práctica necesaria para el buen control de plagas.

Conocer lo que sucede en cada momento en la parcela es básico para poder aplicar los tratamientos necesarios y todavía más si hablamos de plagas. Las plagas necesitan ser observadas para poder ser controladas. 

Parece una idea obvia, pero todavía hay agricultores que no han integrado el monitoreo como una práctica necesaria para poder planificar los tratamientos de manera efectiva. Hablamos con Maleni Muñoz, Account Manager de Suterra®, que nos explica la importancia del monitoreo y las principales claves para que sea efectivo.

 

¿En qué consiste exactamente el monitoreo de la plaga?

Maleni Foto-1

En general llamamos monitoreo a la observación del cultivo para conocer qué es lo que está ocurriendo en la parcela. En el contexto del control de plagas se trata de detectar la presencia de la plaga, constatar de qué tipo es y en qué estadio se encuentra, si hay puestas de huevos, larvas o hay existencia de adultos. Normalmente cuando hablamos de monitoreo de plagas entendemos que es el conteo de los machos adultos mediante el uso de trampas, pero también y más importante es monitorizar mediante prospecciones individuales del cultivo, para una correcta identificación de la plaga, saber en qué fase se encuentra y así tomar las medidas de control adecuadas en todo momento.

 

¿Por qué es tan importante?

El monitoreo es la base del manejo integrado de plagas en cualquier cultivo. Un buen programa de monitoreo de plagas nos permite determinar las mejores opciones de control y la eficacia del método de control seleccionado. Si se emplea la confusión sexual es básico pero, independientemente de la técnica que se escoja para tratar la plaga, se debe monitorear siempre. Más allá de hacer el seguimiento periódico es importante también llevar un registro de lo que hay en tu parcela, de esta manera al final del ciclo obtendrás la curva de cómo ha ido evolucionando la plaga y te servirá como referencia a la hora de tomar decisiones en próximas campañas.

monitoring-blog-es

Años atrás, con el uso de insecticidas, se combatían todas las amenazas en el campo, pero afectaban a la biodiversidad, incluidos los insectos beneficiosos para el cultivo. Hoy, técnicas como la confusión sexual son muy específicas y solo afectan a la plaga diana. Por eso es tan importante conocer qué tipo de plaga amenaza el cultivo.

 

¿Cómo y cuándo se hace el monitoreo?

suterra_insect_trap-5723-blogES-VSi hablamos del monitoreo individual en campo, se trata de realizar prospecciones aleatorias del cultivo donde se valora visualmente los diferentes estadios de la plaga, puestas y larvas, así como los posibles daños ocasionados en cada generación. En cuanto al monitoreo de adultos, se hace mediante trampas con cebos-feromonas sexuales específicas que atraen a la plaga que queremos monitorear. Así podemos detectar los inicios del vuelo de adultos en cada una de sus generaciones. Las capturas deben observarse una vez por semana desde el inicio hasta el final de la campaña y si se detecta presencia de plaga hay que observarlas dos veces por semana. Al mismo tiempo llevaremos un registro de las capturas en cada trampa con la que se nos marcará las curvas de vuelo de la plaga. El monitoreo debería hacerse previo al inicio de la primera generación de la plaga, para que nos marque el inicio de su presencia y poder tomar las decisiones adecuadas.

 

¿Cuáles son los principales errores que se suelen cometer a la hora de monitorear?

Monitoreig-PC-Suterra-(2)-blog-es

El principal error es no hacerlo. ¿Cómo voy a tratar y para qué tipo de plaga si no hago una prospección de lo que ocurre en mi parcela? Los tratamientos son cada vez más específicos, si no los realizo en el momento que tocan, no serán lo suficientemente eficaces como deberían ser. Otro error bastante frecuente es colocar las trampas y no hacer un seguimiento con frecuencia o colocarlas, pero no ir a verlas. También es un error no llevar un registro de lo que ocurre en las parcelas y sobre todo no saber qué es lo que se debe observar en campo y en el momento que hay que hacerlo.

 

Consejos para un buen monitoreo.

MONITORING_ps_flat

En cuanto al monitoreo de adultos, cuanto mayor sea el número de puntos a monitorizar, más información vamos a obtener de nuestra parcela, pero debemos ser prácticos y es importante colocar el mayor número de trampas en las que podamos dar un seguimiento periódico, así como llevar un registro de ellas.

No es necesario inspeccionar todas las plantas o árboles de mi cultivo, pero si es necesario coger una muestra representativa de la parcela, que sea aleatoria y ver cuál es el estado de mi cultivo, si tiene daños, si hay puestas, larvas recién eclosionadas, esto nos ayudará a saber cómo actuar contra la plaga y de qué forma más eficiente. Está claro que no tendré que tratar con un larvicida si en mi parcela no hay larvas.

 

¿Qué tipo de trampas podemos emplear para monitorizar?

Es importante el tipo de trampa a utilizar igual que la elección del cebo o feromona sexual, ya que no todas tienen la misma pureza y por lo tanto en función de la calidad de estas, tendremos capturas o no. Es muy frecuente encontrar muchas feromonas en el mercado, pero de calidad no hay tantas.

 

Normalmente se utilizan las trampas tipo Delta para especies como Lobesia botrana, Anarsia lineatella, Carpocapsa, pero hay trampas específicas para individuos y plagas más pequeñas como Small Paper Delta Trap Kits, son trampas específicas para Planococcus ficcus (Melazo) y Planocuccus citri o Scale pest Trap para el monitoreo de Aonidiella aurantii (Piojo rojo de California). Todas estas trampas llevan en su interior un cebo o feromona sexual específico de la plaga objeto a monitorizar.